vasecotomía-vasovasectomía.jpg

07/09/2016 • Urología, embarazo

Vasectomía, el control de natalidad masculino

La vasectomía es uno de los métodos anticonceptivos más seguros que existen y presenta menos riesgos que la ligadura de trompas de la mujer. Se trata de una intervención que se realizan los hombres cuando ya no quieren tener más hijos o cuando, directamente, no desean tener ninguno. Es una operación muy sencilla y consiste en el cierre o bloqueo de los conductos que transportan el esperma, impidiendo su salida en la eyaculación y evitando así que se produzca un embarazo.

El esperma o semen es un líquido viscoso que se produce en los testículos y que está formado por espermatozoides o gametos masculinos, cuyo objeto es fecundar a la mujer. Pasa por dos conductos, denominados deferentes, hacia otras glándulas, donde se mezcla con los fluidos seminales para formar el semen. Con la vasectomía se consigue bloquear estos conductos e impedir que el esperma llegue al fluido seminal. Así, el esperma es absorbido por el cuerpo, en lugar de ser eyaculado.

Es una intervención sencilla que dura alrededor de media hora y se realiza de manera ambulatoria con anestesia local.

Cuidados post operación

Después de la intervención el paciente puede experimentar un dolor leve o moderado, en función cada persona, aunque por lo general es una molestia soportable. No obstante el cirujano suele indicar el uso de un suspensorio, la puesta de frío en la zona o la ingesta de calmantes para ayudar a aliviar el dolor. Asimismo, durante los días posteriores a la intervención se recomienda evitar cualquier trabajo físico.

Una vez realizada la vasectomía, se recomienda no mantener relaciones sexuales sin protección durante al menos seis semanas, ya que durante ese tiempo puede que haya espermatozoides en los conductos seminales y en la parte superior del conducto deferente. De todas formas, para una mayor tranquilidad el hombre puede realizarse un erpermiograma, donde se verá si el semen tiene o no espermatozoides.

Cambio de opinión

¿Y qué ocurre si después de hacerse una vasectomía el hombre se arrepiente? ¿Hay marcha atrás o es irreversible? Parece que cuando una persona toma la decisión de hacerse la vasectomía es porque lo tiene claro, pero cada vez son más las personas que piden una reversión de la operación, denominada también Vasovasostomía.

Se trata de una intervención que consiste en unir los conductos deferentes que habían sido seccionados durante la vasectomía. Gracias a esta unión se permite el paso de los espermatozoides y su salida con el semen, lo que posibilita un embarazo si existen relaciones sexuales.

Al unir lo que se había separado en la vasectomía el hombre recupera su fertilidad. Es una operación ambulatoria que se realiza con un microscopio operatorio y que tiene una duración de entre 2 y 4 horas, con anestesia local.  Se realiza a aquellos hombres que quieren tener más hijos y tienen hecha una vasectomía. El éxito depende de varios factores: la técnica con la que se operó la primera vez y el tiempo que ha transcurrido desde que se realizó la intervención. 

 

Urología embarazo

También te puede interesar

Posponer la maternidad congelando óvulos

Posponer la maternidad congelando óvulos

No te olvides de la revisión urológica

No te olvides de la revisión urológica