huella-genetica.jpg

09/08/2016 • Análisis Clínicos

Huella genética: el código de barras de las personas

Todo el mundo lleva en su cartera un documento que le acredita, llámese documento nacional de identidad (DNI), número de identidad de extranjero, pasaporte u otro. Es un documento físico en el que están nuestros datos y el número que nos identifica. Es único y gracias a él podemos interactuar en diferentes escenarios o ámbitos de la sociedad actual.   

Pero existe otra forma de reconocer a las personas: por la huella genética. En la actualidad es el método más eficaz que existe; es como un código de barras que posibilita la identificación genética de los individuos, así como el análisis de relaciones de parentesco biológico.

El ADN contiene la información genética de cada persona, está presente en todas nuestras células y es el mismo desde el nacimiento hasta la muerte de la persona. Incluso se sigue conservando una vez muerto, a excepción de quienes han sido incinerados. El ADN se tiene a partes iguales de ambos progenitores, siendo la combinación que se posee única en cada persona con una excepción: los gemelos idénticos, que tienen la misma huella genética.

Con este análisis se estudian 15 polimorfismos genéticos tipo STR (small tandem repeats), además de la determinación del sexo de la muestra. La obtención de la huella genética aporta la seguridad y la tranquilidad de la identificación genética de la persona en cualquier circunstancia.

¿Para qué sirve?

Seguro que muchas personas se preguntan para qué querría alguien tener su “código de barras”. Pues hay multitud de casos para los que es de gran ayuda:

  • Para identificar personas o para certificar si existe relación biológica entre varias. En ocasiones el parentesco se determina a través de la huella de sus progenitores u otros familiares. Obviamente esto no vale si hablamos de adopciones o donación de óvulos o embriones.
  • Testamentos y herencias, de cara a un futuro. Hay personas que desean archivarla para utilizarla en un futuro.
  • Incineración de familiares
  • Personas que tienen trabajos de riesgo.
  • Recién nacidos en el momento del parto.
  • Descendencia adoptada.
  • Descendencia que se ha obtenido por técnicas de reproducción asistida.

Como el ADN es el mismo para la persona durante toda su vida, esta es una prueba que sólo es necesario realizar una vez.

Para conseguir la huella genética sólo es necesario obtener sangre en EDTA (ácido etilendiaminotetraacético) o una mancha de sangre. Asimismo la persona que quiera conocer su código de barras debe firmar un consentimiento y presentar documentos acreditativos que se le requieran. Existe una cadena de custodia, es decir la seguridad de que se realiza una extracción adecuada de la muestra, su preservación, individualización, transporte apropiado y entrega controlada.  

Si tienes curiosidad por conocer tu huella genética no tienes más que adquirir la prueba en SaludOnNet. Este documento te servirá para toda tu vida.

Análisis Clínicos

También te puede interesar

Prevención, sintomas y tratamiento de una infección de orina

Prevención, sintomas y tratamiento de una infección de orina