estrenimiento-1.jpg

05/02/2016 • Medicina-Interna, Aparato-Digestivo, Medicina-General

El estreñimiento afecta sobre todo a las mujeres

Seguro que en nuestro entorno más cercano conocemos a alguna persona que padece estreñimiento. No se trata de una enfermedad, sino de una afección que tiene que ver con nuestro aparato digestivo. Hay que saber que tan normal es ir al baño dos veces al día como tres veces a la semana. Todo depende de cómo se comporta el cuerpo de cada persona. Ahora bien, si se realizan menos de tres deposiciones a la semana entonces sí podemos hablar de estreñimiento.

Si nos fijamos en las cifras, se trata de un trastorno que no afecta a todas las personas por igual. Está demostrado que tres de cada cuatro personas que lo sufren son mujeres. El resto son niños o ancianos. En España unos 7,5 millones de personas lo padecen y el 35% de ellas de una manera crónica. De hecho es el trastorno digestivo más común entre la población. El problema es que muchas veces se toma como algo normal y no se acude al médico para que paute una dieta determinada o unos hábitos saludables.¿Cómo se puede prevenir?

Prevenir el estreñimiento es relativamente fácil algunos casos. Por un lado hay que cambiar la alimentación, dando prioridad a una dieta rica en fibra y en la que las frutas, verduras, cereales, legumbres y frutos secos jueguen un papel importante. También es muy importante mantenerse siempre hidratado, ya sea con agua o con zumos naturales.

Los niños que son estreñidos, muchas veces lo son porque cuentan en su dieta con muchos alimentos ricos en azúcares, que favorecen la retención, y pocas verduras o legumbres. En el caso de las mujeres, los diferentes cambios por lo que pasa su cuerpo hacen que sean el grupo que más padece el estreñimiento (embarazos, menstruación, factores psicológicos…).

El ejercicio es muy bueno para favorecer el tránsito intestinal. Por el contrario, una vida sedentaria hace que ir al baño sea más complicado. Este es uno de los motivos por el que las personas ancianas también están dentro del grupo de personas que más padece este trastorno, puesto que a determinadas edades la movilidad se reduce.

En ocasiones el estreñimiento se produce por factores psicológicos, que en un principio parecen más difíciles de controlar, como el estrés o la depresión. En estos casos nuestro cuerpo reacciona eliminando o posponiendo el reflejo de evacuación. Aunque parece algo obvio, buscar el momento adecuado y tomarse el tiempo necesario para ir al baño también es una forma de acabar con este trastorno.

Efectos secundarios

Pero hay veces en que no es tan fácil poner remedio a esta afección. Muchas personas tienen estreñimiento porque toman algún tipo de medicación que lo provoca: antidepresivos, ansiolíticos, diuréticos…. por lo que para ellos terminar con este trastorno es complicado. También hay que tener en cuenta que puede ser un síntoma de otra enfermedad, como diabetes, demencia, esclerosis….por lo que no es algo que se deba dejar pasar. Ante la menor sospecha, lo mejor es acudir médico de familia o al especialista en Aparato Digestivo.

El estreñimiento, además de malestar y dolor abdominal, también puede producir hemorroides si la persona tiene que hacer mucho esfuerzo al defecar. Son venas que se hinchan en el ano o en la parte inferior del recto, provocando en ocasiones mucho dolor. También pueden aparecer fístulas anales, que son heridas producidas en la piel que rodea el ano, a consecuencia igualmente del esfuerzo al evacuar.

Aunque lo ideal es terminar con el estreñimiento de manera natural, si no se consigue se pueden utilizar fármacos como suplementos dietéticos y laxantes, siempre bajo supervisión y prescripción médica.

Medicina-Interna Aparato-Digestivo Medicina-General

También te puede interesar

Qué es y cómo se realiza una Gastroscopia

Qué es y cómo se realiza una Gastroscopia

Hábitos saludables para luchar contra la hipertensión

Hábitos saludables para luchar contra la hipertensión

Motivos por los que se acude a Medicina General

Motivos por los que se acude a Medicina General

Colonoscopia: clave en la prevención del cáncer de colon

Colonoscopia: clave en la prevención del cáncer de colon