SUSCRIBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Y recibe cada mes el mejor contenido sobre salud y ventajas exclusivas

Anemia por déficit de hierro: síntomas, causas y tratamiento

comida-saludable.jpg

11/10/2017 • Medicina-General

La anemia es una enfermedad común que afecta a casi el 25% de la población. Se produce por una disminución de la concentración de hemoglobina por debajo de unos valores considerados como normales. Estos límites varían en función de la edad de cada persona, su estado fisiológico y los condicionantes ambientales. No obstante, según la Organización Mundial de la Salud (OMS) se considera que un hombre adulto tiene anemia cuando la hemoglobina está por debajo de 13 g/dl y una mujer cuando baja de 12 g/dl (11 en el caso de embarazadas).

La causa más frecuente de anemia nutricional es el déficit de hierro, sobre todo en mujeres en edad fértil, en jóvenes y niños. Se denomina anemia ferropénica y puede provocar retrasos en el desarrollo y trastornos del comportamiento en los más pequeños. También aumenta el riesgo de parto prematuro y de tener un bebé con bajo peso al nacer, en el caso de las mujeres embarazadas. Esta anemia puede deberse a diferentes causas y, entre ellas, está llevar una dieta con alimentos bajos en hierro o tener pérdidas de sangre (frecuente en mujeres con menstruaciones abundantes y en embarazadas).

Los síntomas de la anemia dependen de varios factores como la edad del paciente, su estado de salud general, la gravedad de la anemia y la rapidez con la que se ha instaurado en el organismo. Los principales son:

  • Astenia
  • Fatiga progresiva
  • Taquicardias
  • Mareos o síncopes
  • Cefaleas
  • Vértigos
  • Disnea

Tomar hierro

Ante la sospecha de un cuadro de anemia por falta de hierro se debe acudir al médico. Hay señales que dan pistas, como tener las uñas quebradizas, la lengua hinchada y con dolor, heridas en las comisuras de la boca o infecciones frecuentes. Hay síntomas de la anemia por deficiencia de hierro que tienen relación con las causas de alguna enfermedad. Hablamos, por ejemplo, de las deposiciones de color oscuro o con sangre de color rojo, que pueden ser un signo de sangrado intestinal.

El médico, para realizar un correcto diagnóstico, además de la exploración física y la historia clínica también solicita una analítica al paciente (hemograma completo). En caso de que el resultado dé positivo es probable que requiera otras pruebas y procedimientos para detectar las pérdidas de sangre por el aparato gastrointestinal (sangre oculta en heces).

Para tratar este tipo de anemia es necesario tomar medicación o suplementos de hierro. Asimismo se recomienda llevar una dieta equilibrada, con alimentos que contengan este mineral. Los suplementos de hierro no son absorbidos por nuestro organismo de una manera fácil y, en muchas ocasiones, producen molestias gastrointestinales. Por este motivo se aconseja tomarlos con las comidas y con zumo de naranja, puesto que la vitamina C favorece su absorción.

BUSCAR MÉDICOS DE FAMILIA EN MI CIUDAD 

Medicina-General

También te puede interesar

Qué es la astenia y cuáles son sus síntomas

Qué es la astenia y cuáles son sus síntomas